Evento realizado en México DF con motivo de la celebración del dia de la trabajadora del hogar

PROGRAMA: EN EL MARCO DEL DÍA INTENACIONAL DE INTERNACIONAL DE LAS TRABAJADORAS DEL HOGAR

When
29/03/2015 from 03:00 (Universal / UTC0)
Where
Mexico City
Contact Name
 “Desafíos y dificultades de la Ratificación del Convenio 189 que garantiza los Derechos Humanos Laborales de las Trabajadoras y Trabajadores del Hogar en México”

FECHA:  29 de marzo de 2015
HORA: 11: 00 am  a 2: 00  pm
LUGAR: Matamoros 75, Colonia del Carmen. Delegación Coyoacán C.P 04100. México D.F.

PRESIDIUM

  • Lic. Patricia Mercado Castro. Secretaría del Trabajo y Fomento al Empleo
  • Sonia Rio Freije, Directora General Adjunta de Estudios, Legislación y Política Pública de Conapred
  • Jaqueline L´Hoist Tapia. Presidenta del Consejo para prevenir y Eliminar la Discriminación en la Ciudad de México
  • Marcelina Bautista. Coordinadora Regional de Latinoamérica  de la Federación Internacional de Trabajadoras del Hogar.

OBJETIVO

Conmemorar el 30 de marzo, conocer los avances y dificultades del respeto de los Derechos humanos laborales de las trabajadoras del hogar en México.

PROGRAMA

10:00 a 10:45

Recepción e inscripción de participantes para el evento

10:45 a 11:00

Llegada de representantes Institucionales

 11:00 a 11:15

Presentación de las instancias participantes al Evento

 11: 15  a 11:30

Palabras de la Lic. Patricia Mercado.  Secretaría del Trabajo y Fomento al Empleo del Distrito Federal

¿Cómo garantizar los Derechos Laborales del las Trabajadoras del Hogar en la Ciudad de México?

11:30 a 11:45

Palabras del Lic. Sonia Rio Freije

Pasos para la Ratificación del Convenio 189 sobre Trabajo Decente para Trabajadores y trabajadoras domésticas (Trabajadoras del hogar)

11:45 a 12:00

Palabras de Jaqueline L´Hoist Tapia

Discriminación de las Trabajadoras del Hogar en la Ciudad de México

12:00 a 12:15

Palabras de Marcelina Bautista

Declaración en el marco conmemorativo del 30 de marzo, día internacional de las Trabajadoras del hogar y acciones de caceh por la ratificación del c189.

12:15 a 12:30

Testimonio de Trabajadoras del Hogar

María del Carmen, Coordinadora de Trabajadoras del Hogar “Construyendo sueños” en Chiapas y Azucena Ragúz  de Colima, afiliada de CACEH.

12:30 a 13:00

   Presentación de las Reinas Chulas

13:00 a 14:00 

Convivencia y asesoría jurídica

Cierre del evento.

27 AÑOS DE LUCHA CONSTANTE DE ORGANIZACIONES QUE HOY ABANDERAN SUS DERECHOS CON EL CONVENIO 189

Fue del 23 al 30 de Marzo en 1988 cuando organizaciones de trabajadoras del hogar de 11 países celebramos el primer encuentro Latinoamericano y del Caribe de Trabajadoras del Hogar en Bogotá, Colombia, con el fin de visibilizar nuestras condiciones y colocar en la agenda pública la problemática que vivimos a diario como maltratos, discriminación, largas jornadas de trabajo sin seguridad social. A partir de este encuentro las trabajadoras del hogar seguimos reuniéndonos en congresos de la Conlactraho en Santiago de Chile (1991); Guatemala (1995); en México (2001); en Perú (2006) y en México (2012), pero aun siguen nuestras demandas para mejorar las condiciones laborales principalmente la ratificación del Convenio 189. Nuestras organizaciones han tenido grandes avances en las leyes sobre sus derechos en cada país, como salario justo, seguridad social, día de descanso semanal y trato digno en el trabajo. Son avances que promovemos desde hace 26 años, en el marco del dia 30 de marzo.

En países de América Latina, las trabajadoras del hogar hemos logrado avances en el reconocimiento de nuestros derechos laborales, como en Uruguay –país considerado por la OIT como de las mejores prácticas– donde gozan de iguales derechos que el resto de los trabajadores del país, como jornada de ocho horas y un máximo de 44 horas por semana, además de seguridad social obligatoria. El 16 de junio de 2011, la Conferencia Internacional del Trabajo, de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), adoptó el Convenio 189 “Trabajo decente para las trabajadoras y los trabajadores domésticos (trabajadoras y trabajadores del hogar)”, como norma internacional cuya ratificación está pendiente en muchos países, incluyendo Mé- xico. Cabe destacar que este convenio ya fue ratificado por 13 países, siendo más de la mitad en América Latina (Uruguay, Nicaragua, Bolivia, Paraguay, Ecuador, Costa Rica, Argentina).1 El Convenio 189 establece específicamente los derechos y principios básicos, y exige a los Estados tomar medidas con el fin de lograr que el trabajo decente sea una realidad para las trabajadoras y los trabajadores del hogar. La expresión trabajador/a del hogar designa a toda persona que lleva a cabo labores domésticas dentro de una relación de trabajo.

En México, en el primer trimestre de 2013 se contabilizó un total de dos millones 26 mil 776 trabajadoras en servicios domésticos, de un total de 18 millones 49 mil 745 mujeres que eran económicamente activas y ocupadas. En otras palabras una de cada nueve mujeres ocupadas es trabajadora del hogar

A lo largo de estos años de lucha, se han formado distintas organizaciones nacionales e internacionales que se esfuerzan por lograr las reformas legales necesarias para la igualdad de derechos con las trabajadoras del hogar. En 1988: la Conlactraho. En 2013: la Federación Internacional de Trabajadoras del Hogar (FITH) Constituida por sindicatos de 4 continentes (África, Asia, Europa y Latinoamérica). http://www.fithlatinoamerica.com En México, el Centro de Apoyo y capacitación para Empleadas del Hogar CACEH desde el año 2000 viene impulsando iniciativas que garanticen los derechos laborales de las Trabajadoras del hogar. Caceh se formó con el objeto de promover los derechos Humanos laborales de las trabajadoras del hogar y su organización sindical

30 de Marzo Día internacional de la trabajadora del hogar

En el periódico La Razón apareció este artículo que nos da interesantes datos sobre la población de las trabajadoras del hogar en México.

Menos reveses y más derechos a trabajadoras del hogar

Mónica Garza

“Mi madre es indígena mixteca, hija de una curandera y partera que se quedó viuda muy joven y para sostener a sus hijos tuvo que trabajar de empleada doméstica. Mi madre también trabajó en el servicio doméstico desde los 7 años, hasta los 18. Hizo la secundaria nocturna para poder trabajar de día, y luego entró en un programa de formación magisterial para ser maestra rural. Se volvió una profesora de educación primaria muy brillante y con eso nos pudo sacar adelante.”

Esta es la historia de Rosy Laura Castellanos Mariano, la presidenta del Instituto de Investigación y Estudios en Cultura de Derechos Humanos A. C. Una mujer mexicana que ha dedicado los últimos treinta años de su vida a defender los derechos de las mujeres y una cruzada incansable en temas de discriminación. En el marco de un evento por el Día Internacional de las Trabajadoras del Hogar (que se celebra el 30 de marzo), tuve la oportunidad de coincidir con esta destacada académica y activista, cuya historia extraordinaria ha estado ligada, por generaciones, al trabajo doméstico, al igual que la de cientos de miles de mujeres mexicanas.

“En la escuela nos discriminaban porque veían muy sencilla a mi abuela, que era quien iba por nosotros, todavía con sus trenzas y su mandil, y nos señalaban por eso. Nos gritaban “ahí van las indias”… y mi abuela nos decía, “pues es lo que somos, ¿dónde está la vergüenza?”…

Me contó Rosi Laura, quien hoy desde su importante trinchera se une a las voces que buscan mejorar las condiciones laborales de las trabajadoras domésticas, que no son pocas en nuestro país.

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo 2014 del Inegi, en México existen más de dos millones 270 mil personas que se dedican al trabajo doméstico, de las cuales 91 por ciento son mujeres, con un escenario laboral desolador:

96 por ciento de estas trabajadoras no tiene una relación laboral.

75 por ciento no tiene ningún tipo de prestación laboral.

Sólo el 2.2 por ciento tiene un contrato por escrito.

Tres de cada cuatro mujeres trabajadoras domésticas tienen ingresos inferiores a dos salarios mínimos y por supuesto que de servicios médicos ¡ni hablemos! En general sólo dos de cada cien trabajadores domésticos tienen acceso a servicios médicos como prestación laboral.

Además, muchas mujeres que se dedican a ofrecer su trabajo dentro de las casas son de origen indígena, lo que con facilidad las hace víctimas de discriminación y abusos que pocas veces son denunciados.

Del año 2000 a la fecha en el Congreso se han hecho cinco intentos de modificar las leyes laborales para garantizar los derechos de este tipo de trabajadores, pero no ha habido avances importantes.

“Es una labor titánica, pero la tenemos que empezar y seguir impulsando y proponiendo una crítica a nuestra propia cultura, para demostrar que sí es posible transformarla.

“Yo soy ejemplo de ello, porque estoy clara de que las cosas que he logrado no las hubiera podido hacer si los hombres y mujeres de mi vida no se hubieran planteado que podían vivir en otras condiciones y que además tenían el derecho de hacerlo”…

Asegura Rosy Laura Castellanos mientras hablamos también del programa Gratitud que el Gobierno del Distrito Federal impulsó en 2014 para ofrecer servicios de salud y medicamentos gratuitos a empleados del servicio doméstico.

Al día de hoy este programa ha afiliado a poco mas de dos mil trabajadoras del hogar, de las 240 mil que se calcula que hay en la Ciudad de México.

Otros gobiernos estatales han promocionado compromisos de protección a este sector, pero la mayoría han quedado en el discurso.

Para que el trabajo en los hogares se convierta en un bien público como es debido, es necesario hacer ajustes a la ley a nivel institucional y generar un cambio cultural donde se valore el trabajo que ahí se realiza.

Porque si las trabajadoras del hogar cuidan lo más sagrado que tenemos muchos, como es nuestra casa y nuestros hijos, entonces sus derechos y condiciones de trabajo no son un tema menor y tampoco un asunto de recompensa. Es una cuestión de responsabilidad, justicia y derechos humanos.

monica.garza@razon.mx
Twitter:
@monicagarzag

FORMACIÓN CON LAS JÓVENES, CENTRO SOCIAL Y RESIDENCIA, MES DE MARZO: El tema con las jóvenes del Centro Social: Fue La acogida del Padre en el regreso del hijo prodigo. Y con las jóvenes universitarias el tema: Pecado- Conversión. Ambas experiencias han llegado al corazón y han sido una preparación e invitación a vivir la Semana Santa con mayor intensidad y valoración. (Comunidad Guadalajara, Otranto)

Reflexión vocacional 25 de Marzo

MARÍA DIJO SÍ

Por José María Martín OSA

  1. Amaba a Dios y por eso aceptó lo que le pedía.María hace la voluntad de Dios cuando dice “Hágase en mí según tu palabra”. María es la mujer creyente, que se fía de Dios. Recibe del ángel este mensaje lleno de confianza: “no temas, María”. María, humilde y confiada, libre y obediente es el prototipo de la mujer nueva, el principio de la nueva humanidad basada en el amor y en la confianza en la voluntad de Dios. María quiere alimentarse de la Palabra de Dios, no de otras cosas pasajeras o engañosas. Jesús no pide palabras, sino que espera de nosotros hechos, es decir demostrar que lo que decimos con los labios lo llevamos a la práctica. El que cumple la voluntad de Dios es el que de verdad vive el Evangelio. Hacer la voluntad de Dios es llevar a cabo aquello que gusta a Dios, que es de su agrado. Cuando amamos a alguien buscamos hacer aquello que le hace feliz. Al mismo tiempo, dado que Dios nos ama, su felicidad es que descubramos la vida en plenitud, no una felicidad superficial, sino la verdadera felicidad, que consiste en llegar a ser nosotros mismos. Esto nos conduce al segundo sentido de la expresión “voluntad de Dios”: hace referencia al gran plan, al proyecto de Dios para la humanidad. Dios nos ha creado para que seamos felices. Los padres que aman de verdad a sus hijos tienen expectativas con respecto a ellos. Desean que ellos desarrollen todas sus capacidades, quieren que ellos hagan libre uso de sus dones para convertirse así en adultos. Esto es aún más cierto en el caso de Dios. El desea nuestra felicidad. El proyecto de Dios no es anular nuestra libertad, sino una invitación a que nuestra libertad sea utilizada plenamente a fin de ser cada vez más, a imagen suya, capaces de amar y servir al hermano, que es el camino más directo hacia esa felicidad que todos buscamos. María no sabía muy bien lo que le pedía el ángel, pero amaba a Dios y por eso aceptó lo que le pedía.
  1. Sé feliz. Nos dice Dios.Los hombres hemos sido creados para ser felices. Aquél que es plenamente feliz tiene de verdad el derecho de decirse: “he cumplido la voluntad de Dios en esta tierra”. Todos los justos, todos los santos, todos los que han hecho el bien han sido felices de verdad. Jesús sabe que Dios es su Padre, que desea lo mejor para Él y el mundo, a pesar de las contradictorias apariencias. Por eso en Getsemaní y en la cruz se pone en las manos del Padre y dice “hágase tu voluntad”. Confía en Dios y es esta confianza la que le da fuerzas para asumir las circunstancias difíciles. Muchos no entienden lo que significa la súplica del Padrenuestro “hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo”. Incluso hay quien omite estas palabras, creyendo que Dios nos va a mandar cosas malas. Vattimo, en su libro “Creer que se cree”, se pregunta por qué existe la costumbre de decir “que sea lo que Dios quiera”, sólo cuando algo va verdaderamente mal y no cuando la vida nos sonríe.
  1. “Ahí tienes a tu Madre”. La Madre del Salvador es también nuestra Madre porque su Hijo en la cruz así lo quiso. Estamos muy próximos a celebrar el misterio de la Pasión y Muerte de Jesús. María estuvo allí junto a la cruz, como estuvo también con los apóstoles el día de Pentecostés. Aquel “fiat” no será sólo para un momento, sino que lo mantendrá toda su vida. María tiene una misión importante en la Iglesia porque es Madre y modelo de la Iglesia. Nuestra devoción a María debe llevarnos a su Hijo Jesucristo: “Haced lo que Él os diga”. Todo lo que tiene, todo lo que es María le viene de Cristo. María es la primera cristiana, toda cristiana, hecha enteramente para Cristo. Por eso es la mujer del futuro, la humanidad del futuro, la nueva humanidad que siempre hemos soñado y que Dios mismo soñó. Pero esto sólo será posible si vivimos cerca de Dios, confiados y seducidos por su Amor, como María.

REFLEXION PERSONAL:

A la luz de la solemnidad de la Encarnación, es conveniente revisarnos como vamos gestando en nuestra vida la preparación a la nueva vida, como desde lo más profundo de cada una, estamos dispuestas a morir para vivir, esta fiesta no es casualidad, es invitación a seguir el ejemplo más fiel de discípula y consagrada, no es decir simplemente He aquí la esclava, es decirlo con nuestra entrega cotidiana.

1.- Se acercan los días de la pasión, muerte y resurrección de Cristo. ¿Cuál es el resumen de nuestra vida? ¿Servimos o nos servimos? ¿Amamos o nos dejamos amar? ¿Salimos al encuentro o preferimos que sean los demás los que nos rescaten?

2.- La cruz del Señor merece, por nuestra parte, un último esfuerzo: hay que atraer al Señor el corazón de la humanidad. ¿Cómo? Sirviendo y, además, haciéndolo con ternura, con cariño, y con fidelidad.

3.- Desertar en algo, de nuestros caprichos, comodidades e individualismos, implica el volcarnos un poco más en aquellas direcciones que nos resultan incómodas. Hacia aquellas personas que necesitan nuestra ayuda, nuestra estima o, simplemente, nuestro cariño.

4.- ¿Soy consciente de que también he de saber renunciar a algo para que la obra de Dios toque a su fin en mi?

Familia de Vicenta María

La comunidad de San Luis Potosí nos comparte las actividades realizadas con motivo de la celebración de la reunión de exresidentes:Reliquia Sta Vicenta Ma. Capilla SLP Reunión exresidentes SLP5 Reunión exresidentes SLP4 Reunión exresidentes SLP3 Reunión exresidentes SLP2 Reunión exresidentes SLP Reunión exresidentes SLP1

El 22 de Marzo celebramos El Nacimiento de Vicenta María y con ello en la provincia celebramos el día de la Ex- Residente, el cual tuvimos una Eucaristía en casa, para celebrar a nuestra Santa Madre, a las Ex residente, residentes y para agradecer todo lo vivido con M. Daría en estos dias de fraternidad compartidos en la comunidad, despues de la Eucaristía tuvimos un compartir en el jardin, fue un dia lleno de gozo al ver a nuestras jóvenes compartir con las ex-residentes y ver a M. Daría disfrutarlo. GRACIAS SEÑOR POR TANTO RECIBIDO.