Archivo de la categoría: Año de la Santidad

Visita que nos alegra…

El lunes 30 llegó procedente de San Luis Potosí a nuestra comunidad de México DF la reliquia peregrina de Sta. Vicenta María. La comunidad con un grupo de jóvenes se reunieron en la entrada de la casa para recibirla y luego llevarla al lugar preparado para ella en la capilla.

En este mes de Diciembre tan lleno de fiestas y celebraciones nos alegra recibir la reliquia y pedimos que esta visita nos motive mas a hacer vida las virtudes que a ella la llevaron a los altares, especialmente la caridad.

http://www.smilebox.com/playBlog/4e444d7a4e5441334f54513d0d0a&blogview=true

Anuncios

Palabras del Papa Francisco a los Obispos de USA

La cultura actual parece estimular a las personas a entrar en la dinámica de no ligarse a nada ni a nadie. A no fiar ni fiarse. Porque lo más importante de hoy parece que es ir detrás de la última tendencia o de la última actividad. Inclusive a nivel religioso. Lo importante hoy parece que lo determina el consumo. Consumir relaciones, consumir amistades, consumir religiones, consumir, consumir… No importa el costo ni las consecuencias. Un consumo que no genera vínculos, un consumo que va más allá de las relaciones humanas. Los vínculos son un mero «trámite» en la satisfacción de «mis necesidades». Lo importante deja de ser el prójimo, con su rostro, con su historia, con sus afectos.

Y esta conducta genera una cultura que descarta todo aquello que ya «no sirve» o «no satisface» los gustos del consumidor. Hemos hecho de nuestra sociedad una vidriera pluricultural amplísima, ligada solamente a los gustos de algunos «consumidores» y, por otra parte, son muchos –¡tantos!– los otros, los que «comen las migajas que caen de la mesa de sus amos» (Mt 15,27).

Esto genera una herida grande, una herida cultural muy grande. Me atrevo a decir que una de las principales pobrezas o raíces de tantas situaciones contemporáneas está en la soledad radical a la que se ven sometidas tantas personas. Corriendo detrás de un like, corriendo detrás de aumentar el número de followers en cualquiera de las redes sociales, así van –así vamos– los seres humanos en la propuesta que ofrece esta sociedad contemporánea. Una soledad con miedo al compromiso y en una búsqueda desenfrenada por sentirse reconocido.

¿Debemos condenar a nPapauestros jóvenes por haber crecido en esta sociedad? ¿Debemos anatematizarlos por vivir este mundo? ¿Ellos deben escuchar de sus pastores frases como: «Todo pasado fue mejor», «El mundo es un desastre y, si esto sigue así, no sabemos a dónde vamos a parar»? Esto me suena a un tango argentino. No, no creo, no creo que este sea el camino. Nosotros, pastores tras las huellas del Pastor, estamos invitados a buscar, acompañar, levantar, curar las heridas de nuestro tiempo. Mirar la realidad con los ojos de aquel que se sabe interpelado al movimiento, a la conversión pastoral. El mundo hoy nos pide y reclama esta conversión pastoral. «Es vital que hoy la Iglesia salga a anunciar el Evangelio a todos, en todos los lugares, en todas las ocasiones, sin demoras, sin asco y sin miedo. La alegría del Evangelio es para todo el pueblo, no puede excluir a nadie» (Evangelii gaudium, 23). El Evangelio no es un producto para consumir, no entra en esta cultura del consumismo.

Seguimos al Papa Francisco en Filadelfia

Palabras del Papa Francisco a los sacerdotes y religios@s reunidos esta mañana en Filadelfia en la Eucaristía:
“¡Cuántos jóvenes en nuestras parroquias y escuelas tienen los mismos altos ideales, generosidad de espíritu y amor por Cristo y la Iglesia! ¿Los desafiamos? – preguntó – ¿Les damos espacio y les ayudamos a que realicen su cometido?”. Por otra parte el Santo Padre reiteró que “en una sociedad que cambia rápidamente el futuro de la Iglesia, “reclama una participación de los laicos mucho más activa”, que “no significa renunciar a la autoridad espiritual que se nos ha confiado”, sino “discernir y emplear sabiamente los múltiples dones que el Espíritu derrama sobre la Iglesia”.

Hora Santa sobre la Caridad Fraterna

Introducción

Inicia este encuentro con Dios dejando todo lo que te preocupa y dispón todo tu ser para estar solo con tu Señor, ponte en su presencia, con todo lo que vives en estos momentos de tu vida y pídele a El que te regale su Espíritu.

Canto de exposición pueden ser:

  • Espíritu de Dios, llena mi vida
  • El Espíritu del Señor
  • Espíritu de Dios (de Ma. Ángeles)

Textos bíblicos:

Mt. 18,15-17  “…Si tu hermano te ofende, házselo ver…”

1 Jn. 2,9-11  “…quien ama a su hermano permanece en el amor…”

Rom. 12, 1-10 “…como buenos hermanos sed cariñosos unos con otros…”

1 Cor. 13, 1-13 “…si no tengo amor nada soy…”

Momento de silencio y reflexión…

Con el deseo de hacer vida el sueño de Santa Vicenta María de vivir la Caridad fraterna sin cuyo fundamento  no se levantará el edificio de nuestro Instituto,  podemos orar con alguno de estos textos

Const. No. 47, 49, 50, 55

Directorio No. 19

Doc. Cap. 99 pag. 20-24

Doc. 2012 pag. 35-38

Canto:

Himno a la caridad de Sta. Vicenta María

Después de orar con estos textos nos podemos preguntar de manera personal:

  • ¿Qué sentimientos van brotando en mí?
  • ¿Qué te dice el Señor?
  • ¿A qué te sientes llamada?
  • ¿A qué te compromete esta Lectura?

Dios cuenta contigo para seguir plasmando su imagen de amor, caridad, misericordia, en todas las personas y en toda actividad que realicemos.

ORACIÓN POR LA COMUNIDAD

Padre,

Hoy quiero orar por mis hermanas de comunidad.

Tú las conoces personalmente:

Tú conoces sus nombres

Sus cualidades y defectos

Sus alegrías y tristezas,

Sus fortalezas y debilidades.

Tú conoces su historia

Tú las aceptas como son

Y las vivificas con tu espíritu

Tú las amas Señor,

No porque sean buenas,

Sino porque son tus hijas

Enséñame a amarlas de verdad a la manera de Jesús:

No por sus palabras o sus obras, sino por ellas mismas.

Enséñame a descubrir en cada una,

Especialmente en las más débiles

El misterio de tu amor infinito

Te doy gracias,

Padre, porque me has dado hermanas.

Todas ellas son un regalo para mi

Un verdadero Sacramento,

Signo visible y eficaz de la presencia de tu Hijo Jesús entre nosotras.

Dame la mirada de Jesús para contemplarlas.

Dame el corazón como el de Jesús para amarlas hasta el extremo

Porque yo misma quiero ser, para cada una de ellas

Un Sacramento vivo de la presencia de Jesús. Amen.

Fin de la visita de M.Daría a la Provincia

Los días 28 y 29 de Abril nos reunimos en la casa de Guadalajara – Brasilia las superioras de todas las casas con M.Daría y H.Ma.Eugenia. Fué un rico compartir de experiencias de lo vivido en este tiempo de gracia. También M.Daría nos dió sus impresiones. Concluimos el martes con una oración comunitaria dando gracias a Dios por este tiempo de compartir fraterno. Luego siguió una merienda cena de la cual participaron no sólo la comunidad de Brasilia sino también las otras dos comunidades de Guadalajara. Al final de la cena se presentó a M.Daría y Ma. Eugenia un sencillo mensaje que expresaba nuestra gratitud por la visita.

Al día siguiente a las 5:30 am salíamos para el aeropuerto, algunas hermanas de la comunidad y también de las otras comunidades. El avión partía a las 8 am. Sentimos la pena de que ya no están con nosotras, pero sabemos que en espíritu seguimos unidas. Nos alegramos por la Región Cuba que en estos momentos gozan con la doble celebración: los 100 años de la presencia de las hermanas en la isla y la gracia de la visita de M.Daría.

M.Daría y Ma.Eugenia con las superioras Provincia

Eucaristía y fiesta en México Df

El domingo de Pascua a las 5 pm tuvimos la eucaristía de inicio a la visita de M.Daría a nuestra comunidad. Por ser tiempo de vacaciones muchas de nuestras jóvenes no pudieron estar presentes. Como en todo evento que se realiza en esta casa invitamos a las colegialas antiguas, amistades de la casa y a las jóvenes que estuvieran en casa ese día. Después de la Eucarístía presidida por el Vicario de Religiosas para la Arquidiocesis: Fray David Díaz Corrale OP quien le brindó una emotiva bienvenida a M.Daría y nos animó a acoger lo que ella de parte de Dios nos ofrecería.

A continuación pasamos al salón y un grupo folclórico ofreció estampas de dos estados de la república: Chiapas y Yucatán. Tambíén las jóvenes de fin de semana ofrecieron un mensaje en la que describían su situación al llegar a la ciudad y la acogida de las hermanas. Las colegialas mayores participaron de esta presentación. Las residentes un mensaje con un video y una de las mas jóvenes, Laura Paola, recitó un poema de Sor Juana Ines de la Cruz: El ausente

Por la mañana tuvo la oportunidad de reunirse con el MOLAVIM de esta casa.

http://www.smilebox.com/playBlog/4e44497a4e6a4d334e7a513d0d0a&blogview=true